Academia de robótica para niños conjuga tecnología y educación
20
agosto
2020

We Makers: La Academia de robótica que conquista a los niños

La robótica y los niños

La robótica no es solo para grandes. Ahora está al alcance de los niños y niñas de Santo Domingo y el Ecuador. La Academia de robótica para niños conjuga tecnología y educación, ha hecho posible que los más pequeños tengan una gran opción de actividades extracurriculares que les permite no solo sacar a flote su creatividad, sino que los prepara para la vida.

Academia de robótica para niños conjuga tecnología y educación

We Makers es la primera Academia de Robótica para niños en Santo Domingo  y una de las primeras en la región. La diferencia principal con otras opciones de estudio consiste “en que no solo estamos formando a los niños en temas tecnológicas, sino formando las habilidades blandas”, explica nuestro Director de la Academia, Iván Suárez.

Es importante destacar que dentro de la malla curricular se enseña programación, impresión 3D, realidad aumentada, realidad virtual, robótica y electrónica, pero también inglés, PNL (Programación Neurolingüística) para niños.

¿Por qué es importante complementar la tecnología con las habilidades blandas en los niños? Porque a veces no se pueden expresar en público, tienen vergüenza de hablar, no se relacionan. Entonces se requiere una educación más integral, formarlos para que puedan integrarse a las otras personas. Y eso es lo que hace WeMakers

La presencia de esta Academia de Robótica es muy importante para una ciudad donde los niños y jóvenes tienen escasos espacios recreativos adecuados para practicar deportes competitivos y casi nulos lugares para hacer cultura.

Y, si hablamos de cultura tecnológica, la brecha es aún más grande. Al no haber una universidad pública con variadas carreras, tampoco confluyen aquí docentes de otras partes del Ecuador y del mundo que puedan compartir sus conocimientos y también su cultura.

Hace 10 años no teníamos muchas carreras ligadas a la tecnología y comunicación que hoy incluso demandan títulos de tercer nivel o maestrías, como marketing digital, content manager, desarrolladores de apps, social media manager, copywriting, etc. Solo las redes sociales crearon 7 nuevas carreras, explica el líder de We Makers.

Y añade que el sistema educativo está en deuda con este tema. “En el Ecuador, el Estado disminuyó los laboratorios de computación, las horas de inglés, pero no está pensando en las habilidades que se deben desarrollar en los niños. La tecnología va a llegar, pero ¿vamos a poder responder? Lo más seguro es que no estemos preparados y que sea difícil acortar la brecha digital”, enfatiza.

Lo bueno es que muchos padres se están dando cuenta de esta realidad.  Eso se nota en los cientos de padres que llevan a sus hijos a We Makers, quienes normalmente acuden por tres motivos: el papá es el emocionado, el niño desea aprender robótica o los padres lo llevan porque el niño no se adaptó a ninguna otra actividad extracurricular.

BENEFICIOS DE LA ROBÓTICA EN LOS NIÑOS

Es innegable que la robótica permite desarrollar en los niños pensamientos lógicos, resolver un problema paso a paso e incluso resolver un problema de la vida. Aquí los niños chocan con la frustración, lloran, luego vuelven, lo intentan otra vez hasta que lo logran.

Esto les permite desarrollar habilidades que los integra más a los equipos, mejoran las relaciones con sus padres y su rendimiento escolar

Aquí aprenden también por simulación, es decir, ve cómo hizo su amigo y lo intenta. Esto provoca que el trabajo en equipo mejore y hasta en ocasiones se vuelven profesores de sus amigos.

DOS MODALIDADES PARA APRENDER

WE MAKERS tiene dos modalidades de estudio: permanente y vacacional.
La Academia de robótica para niños conjuga tecnología y educación, tiene 3 fases: mini bot, super bot y masterbot, enfocado esta última fase en la competencia, ya que se ha logrado el apoyo de la ESPE (Universidad de las Fuerzas Armadas), para fortalecer el Club de Robótica creado en 2016, y con ellos se trabaja en conjunto para desarrollar los prototipos con los que se participa en cada torneo.

Academia de robótica para niños conjuga tecnología y educación

Con la Cámara de Comercio de Santo Domingo, en cambio, se fomentan ferias, encuentros tecnológicos, buscando que las empresas relacionadas con la tecnología  den las facilidades para visitarlas, para que los pequeños vean cómo funcionan las cosas grandes.

También con la Universidad Católica Sede Santo Domingo hay un convenio para temas educativos; y se agrega un convenio con el Instituto Tecnológico Quito, que da el aval académico a We Makers.

Un aspecto importante es la calidad de docentes con los que se cuenta, así como la oportunidad laboral que se da a profesionales de esta rama para que amplíen sus habilidades como formadores.

También se destaca el lugar que tienen las niñas y cómo se cultiva en ellas el amor a la tecnología. Aunque el número sigue siendo menor en comparación a los hombres, se incentiva su participación a través de casas abiertas en las que se expone la historia de las mujeres que han tenido grandes logros en la tecnología y se les motiva a incursionar en este mundo.

Lo que queda claro en We Makers es que aquí no se forma gente para hacer robots, sino personas, que sean buenos compañeros y que sean buenos seres humanos.

Y es un lugar donde se potencializan las capacidades de todos, como pasa con Luis (nombre protegido), un niño con Asperger, quien ha logrado enfocarse y sacarle provecho al aprendizaje, y ahora es todo un experto en robótica infantil.

Él es una muestra de que la robótica educativa abarca a todos los niños, en todos los niveles de conocimiento.

  • 99 View
  • Comments are closed.